Ha sido parte esencial de la revolución biotecnológica con origen bacteriano y, por ello, pueda ser un firme candidato para recibir un Premio Nobel en Medicina

 

Francisco Juan Martínez Mojica, microbiólogo, investigador y profesor nacido en Elche, ha sido parte esencial de la revolución biotecnológica con origen bacteriano y, por ello, pueda ser un firme candidato para recibir un Premio Nobel en Medicina. La historia comenzó hace más de dos décadas.

Francis Mojica, como le llaman coloquialmente, es titular del Departamento de Fisiología, Genética y Microbiología de la Universidad de Alicante, conocido principalmente por haber realizado el hallazgo de las secuencias repetidas CRISPR en microbios de las Salinas de Santa Pola desvelar su papel en los mecanismos de inmunidad de las células procariotas. Pero eso no fue todo. Sus descubrimientos cristalizaron más tarde en el desarrollo de la tecnología CRISPR-Cas.

Desde que descubriera las secuencias CRISPR -término que él mismo acuñó como acrónimo de Clustered Regularly Interspaced Short Palindromic Repeats- Mojica ha continuado su metódico y permanente estudio, poniendo en ellas el principal énfasis de su carrera científica.

Su equipo fue el primero (2005) en indicar que las secuencias podrían relacionarse con la inmunidad de las bacterias ante el ataque por ciertos virus. Entonces, Mojica no podía imaginarse que este descubrimiento resultara útil para la edición de genomas mediante las herramientas CRISPR-Cas9 desarrolladas a posteriori por otros investigadores.

Una segunda línea de investigación a la que se dedica el grupo liderado por Mojica en Alicante, es la utilización de bacteriófagos como alternativa a los antibióticos comunes.

Gracias a las aportaciones del Dr. Mojica en este campo se han desarrollado herramientas de laboratorio excepcionales, conocidas como tecnología CRISPR-Cas, que se pueden emplear para la manipulación genética de cualquier ser vivo, incluidos los seres humanos. Esta tecnología ha simplificado enormemente la investigación en medicina, facilitando el estudio de procesos genéticos tan complejos como los implicados en el desarrollo embrionario, carcinogénesis o trastornos neurodegenerativos. Se postula que la tecnología CRISPR-Cas permitirá en un futuro cercano curar multitud de enfermedades previamente inabordables.

Francisco Juan Martínez Mojica cuenta con aproximadamente un centenar de contribuciones científicas en forma de artículos en revistas internacionales y participaciones en congresos. Ha revisado manuscritos para más de 25 revistas científicas internacionales de gran prestigio y es evaluador habitual de proyectos de investigación para agencias tanto nacionales como extranjeras. Su labor investigadora ha recibido importantes reconocimientos nacionales e internacionales…todos esperamos que el Premio Nobel no se haga esperar.

VISITE SU WEB