La empresa está integrada por profesionales con amplios conocimientos provenientes de la investigación científica y del mundo empresarial español

 

Genetracer Biotech se asentó en Santander con el objetivo de trasladar la investigación de la tesis de uno de sus socios fundadores, el doctor Carlos Cortijo, al mercado. «Muchos centros y universidades avanzan en genómica, pero faltan empresas que pongan ese conocimiento en soluciones comerciales aplicando de manera rápida los conocimientos en beneficio de las personas», explica el doctor que cuenta con dos décadas de experiencia laboral. Su intención continúa centrándose destacar la medicina de precisión, que conjuga la información clínica y la genética, con la finalidad de dar tratamientos más precisos al paciente según la enfermedad que padezcan. La empresa se ha especializado en oncología y farmacogenética –su piedra angular- atendiendo a la evidencia de que “un mismo fármaco o tratamiento en diferentes personas no tiene siempre el efecto deseado», afirma el Dr. Carlos Cortijo y agrega: “Cuando los marcadores genéticos entran en consideración, los resultados de las terapias mejoran considerablemente ya que el profesional sanitario puede monitorizar en tiempo real la enfermedad desde una toma de sangre”.

Fundada en 2012, Genetracer Biotech, integra a profesionales con amplios conocimientos provenientes de la investigación científica y del mundo empresarial español. Tiene como objetivo principal el desarrollar actividades de I+D+i en los sectores de la Salud y de la Biotecnología,  a través de sus patentes, (WO2013/156658 A1 y WO2013/156657 A1), de su conocimiento industrial y de sus líneas de investigación traslacional apoyados en convenios con Universidades y Centros de investigación, junto con sus apuestas estratégicas por compañías a la vanguardia en el mundo de la Secuenciación Masiva (Thermofisher Scientific), del Genotipado de SNPs (Fluidigm) o de la Biopsia líquida de Células Tumorales (Fluxion BioScience).

De igual modo, estos resultados previos han generado un conocimiento industrial propio, así como dos colecciones de muestras para la investigación de estudios de genómica, epigenómica y transcriptómica perfectamente fenotipadas para continuar con la investigación y del desarrollo de futuras patentes. Estas colecciones han sido inscritas en el Registro Nacional de Biobancos (sección de colecciones) del Instituto de Salud Carlos III con códigos C.0002984 y C.0001976, colecciones que se encuentran en las instalaciones de la empresa.

Entre las propuestas de la compañía destaca el producto “Decoder”, que aborda la dinámica evolutiva del cáncer, desde el diagnóstico primario hasta la remisión o la supervisión de la recurrencia. Es el primer test en el mercado que proporciona la información dinámica del tumor para la toma por parte del especialista de la mejor decisión clínica para el paciente. Permite monitorizar la evolución del tumor en respuesta al tratamiento y la caracterización genética ante una recidiva mediante el análisis de las alteraciones presentes en el ADN tumoral circulante y en las Células Tumorales Circulantes. Y todo a partir de un análisis de sangre sin necesidad de una segunda biopsia de tejido.

VISITE SU WEB