Estos avanzados chips, cuya ingeniería se realiza íntegramente en Sevilla, luego son producidos y vendidos también desde Sevilla por una vida media de entre 8 y 10 años

 

AnaFocus comenzó su actividad comercial en Sevilla en 2004 con la ambición de comercializar un nuevo tipo de circuito micro electrónico capaz de captar imágenes a alta velocidad e interpretar en tiempo real el contenido de dichas imágenes, todo esto dentro de un único chip.

Este tipo de circuito, denominado sensor de imagen inteligente, se basa en la tecnología desarrollada por miembros del equipo fundador de AnaFocus durante casi dos décadas de investigación en la Universidad de Sevilla y en el Instituto de Microelectrónica de Sevilla (IMSE-CNM).

“Durante los primeros años nos concentramos en mejorar la tecnología de base y acercarla a las necesidades del mercado: ofrecer sensores inteligentes con un mayor número de píxeles y cuya inteligencia podía personalizarse para cada uso. Gracias a esto en 2006 conseguimos nuestros primeros contratos en Japón y USA”; explica Rafael Romay, cofundador y director general de AnaFocus desde 2009.

Actualmente AnaFocus desarrolla tres nuevos sensores de imagen cada año para empresas extranjeras líderes en sectores de aplicación tales como inspección automática industrial, lectores de códigos de barras, microscopios de uso científico, equipos médicos (endoscopios, para detección de enfermedades oculares – OCT, para detección de cáncer…), asistentes de conducción en automóviles, asistentes al aterrizaje de aviones, drones, y robótica.

Estos avanzados chips, cuya ingeniería se realiza íntegramente en Sevilla, son posteriormente producidos en serie (en función del chip una serie anual puede consistir de pocos cientos de unidades hasta decenas de miles de unidades) y vendidos desde Sevilla por una vida media de entre 8 y 10 años.

En 2014, AnaFocus fue adquirida por la empresa inglesa e2v Plc., formando parte de la unidad de negocios de Imagen Profesional. En Marzo de 2017 e2v Plc. fue adquirida por la multinacional norteamericana Teledyne Technologies, convirtiéndose Teledyne AnaFocus la empresa especialista en el diseño personalizado y fabricación de sensores de imagen.

Además de Rafael Romay dos de los cinco fundadores, los Doctores Rafael Dominguez y Fernando Medeiro, trabajan como Directores Técnicos de Teledyne AnaFocus.

Los sensores de imagen de Teledyne AnaFocus son un símbolo de la Sevilla de primer nivel mundial que trabaja e innova en la Isla de la Cartuja donde, además de una plantilla internacional de 70 ingenieros y técnicos, dispone de instalaciones que incluyen un laboratorio óptico, varias salas blanca para el testado de producción de los sensores, y almacenaje especializado.

Dada su corta pero intensa historia empresarial, su afán de superación, su sólido presente y su prometedor futuro, AnaFocus recibe el Premio Andalucía Excelente 2017 en la categoría Empresa del Año.

VISITE SU WEB